¿Cómo escoger la mejor cama para cada perro?

Escoger un buen lecho para el perro es indispensable, tanto para su bienestar físico como mental. Esta afirmación es aún más cierta cuando el animal es de edad avanzada, tiene problemas de movilidad, sufre enfermedades crónicas o dolor.

Hay varias cosas a tener en cuenta a la hora de elegir la cama de un perro: 

Presión

Cama ortopédica para perroEs quizás el parámetro más importante. La cama ideal sería aquella que reparte el peso del animal uniformemente. Las camas inadecuadas hacen que el animal apoye todo su peso sobre los salientes de su cuerpo (caderas, codos,...). Esto provoca malestar al acostarse, pero sobretodo al despertar. Los puntos de presión se deben tener simpre en cuenta, pero especialmente en animales de edad avanzada, muy delgados o con problemas ortopédicos. Dado que los problemas articulares suelen provocar dolor "en frío", una cama no adecuada puede hacer que el perro manifieste malestar, lentitud y cojera por las mañanas, después de levantarse. En el caso de los perros de mucho peso, pueden aparecer callos de apoyo, sobretodo en los codos o en el lateral de tarsos y caderas. Un colchón que reparta uniformemente el peso es esencial para evitarlos.

Temperatura

Las camas deben ser transpirables y permitir la termorregulación del perro. Además, se deben tener en cuenta  las condiciones climatológicas del lugar donde vive el animal, la raza de éste y las patologías que pudiese tener. En climas fríos y en animales con lesiones ligamentosa es aconsejable usar colchones térmicos, que conserven la temperatura del animal e impidan en lo posible el dolor que provoca el frío y la humedad cuando hay problemas articulares. Además, el aporte calórico del colchón, acelerará la recuperación de las lesiones.Colchón Térmico

El material viscoelástico ha demostrado ser muy adecuado para su uso en colchones debido a su capacidad de adaptarse al cuerpo y a su capacidad de regulación de la temperatura. En perros, el uso de viscoelástica troceada para los colchones incrementa las ventajas anteriores, formando una capa termoreguladora alrededor de los puntos de presión, que suelen ser además las articulaciones lastimadas.

Cuidado de la piel

Colchón AntiescarasEl material de la cama deberá ser hipoalergénico, de otro modo, animales con tendencias alérgicas pueden hacer dermatitis por contacto que pueden llegar a complicarse. Un caso a parte son aquellos perros que, debido a problemas de salud, requieren estar sobre su colchón durante largos periodos de tiempo. En estos casos, aumenta la posibilidad de que aparezcan úlceras de decúbito, es decir, heridas por el apoyo permanente sobre el colchón. Debemos asegurarnos de ir cambiando la posición del animal cada pocas horas. Existen en el mercado especiales colchones antiescaras para minimizar el problema. Una cama con cérulas de aire que puedan ir alternándose también sería de gran ayuda, ya que alternan los puntos de presión.

Higiene

Es un parámetro a tener en cuenta sobretodo en aquellos casos en los que hay incontinencia urinaria o fecal, heridas o dermatitis. El colchón debería tener una funda lavable y, en el caso de que haya incontinencia, que repela los líquidos. También existen tejidos antibacterias y con los que conseguiremos una reducción de olores.

Comprar cama ortopédica para perro

Laura Pérez - Veterinaria de Ortocanis

ortocanis.com